Visión artificial para la industria cárnica: aplicaciones y beneficios

La visión artificial en la industria cárnica es de las tecnologías inteligentes referentes para garantizar que en la industria alimentaria se aplican los sistemas más eficientes e innovadores para realizar los procesos de calidad y cumplir todas las normativas de higiene y consumo.

Los sistemas de visión artificial para la industria, se han posicionado como una herramienta tecnológica clave para realizar un estudio pormenorizado de la metrología y características de un producto; lo que la convierte en la solución idónea para tareas de inspección y procesamiento de la información clave para un análisis cualitativo de cada producto alimenticio.

Aplicaciones de la visión artificial en la industria cárnica

Dada su eficacia y adaptabilidad a diferentes tareas y procesos productivos, es lógico que la visión artificial se sume a otras soluciones automatizadas para la industria cárnica que permiten introducir mejoras en los controles de calidad y en la optimización de procesos.

Es muy frecuente encontrar sistemas de visión artificial automatizados en mataderos y salas de despiece, donde su función se centra en la identificación de animales y piezas, así como la clasificación por tipos de corte, volúmenes, conteo de unidades y, cómo no, la trazabilidad de cada una de ellas.

Es una herramienta muy eficaz para la detección de piezas que no cumplen los estándares de calidad y parámetros, gracias al procesamiento de imágenes y análisis de estas mediante la comparativa con el banco de imágenes y datos que el sistema va almacenando, de manera que pueden ser retirados de la cadena de producción de inmediato. Además, al ser procesos que no requieren de la presencia humana, es más sencillo mantener las zonas esterilizadas y con las condiciones que exige la higiene alimentaria.

Pero si hay que destacar una de las aplicaciones de la visión artificial en la industria cárnica más importante, es su integración en los controles de calidad que se realizan en las líneas de envasado. Incorporando cámaras de visión artificial en la fase de envasado y etiquetado, no sólo se comprueba la calidad del producto cárnico, sino que también se inspeccionan todos los detalles sensibles para su comercialización y consumo:

  • Integridad del envase.
  • Sellado correcto.
  • Identificación de cuerpos extraños en el interior de las barquetas.
  • Estado de la etiqueta, legibilidad de la información y por tanto comprobación de la integridad de los datos.
  • Fecha correcta para su consumo.
  • Presentación correcta del producto, a través del estudio del color, forma y posición de las piezas envasadas.
  • Posibilidad de digitalizar de los datos extraídos en las inspecciones.
  • Trazabilidad del producto.

Para la inspección concreta en las líneas de envasado y etiquetado de planta, Órbita ingeniería tiene desarrollado un sistema compuesto por dos estaciones independientes gestionadas por un mismo control. La primera, se ubica en la zona húmeda y es un control de calidad previo al termosellado de las piezas cárnicas donde principalmente se realiza el control de la posición, color e integridad del producto cárnico. La segunda estación se ubica en la zona seca, donde se continúa verificando el producto envasado, centrándose en este caso en el acabado del sellado, el etiquetado y toda la información que recoge sobre el alimento.

¿Qué beneficios aporta la visión artificial al sector cárnico?

Las múltiples aplicaciones de la visión artificial en la industria alimentaria, en especial en el sector cárnico, es una gran muestra de la optimización de los procesos y las ventajas que trae consigo, entre ellas, estas son de las más destacables:

  1. Se trata de una de las soluciones automatizadas que marcan la diferencia a la hora de digitalizar el control de calidad y sistematizar la gestión inteligente de todos estos datos de gran valor.
  2. Mejora la eficiencia de la producción porque la visión artificial puede realizar el control de decenas de unidades por minuto, y con mayor exhaustividad que el ojo humano.
  3. Ayuda a mejorar la higiene alimentaria ante la escasa presencia humana en los controles visuales, reduciendo la manipulación de alimentos y envases.
  4. Seguimiento e identificación del producto desde que entra a producción hasta que se entrega al cliente final, lo que garantiza la correcta trazabilidad ante problemas de consumo o reclamaciones.
  5. Posibilidad de digitalizar y explotar todos los datos obtenidos por los sistemas de visión en las diferentes líneas de producción.
  6. Permite realizar un control de calidad no invasiva del producto envasado.
  7. Las soluciones de visión artificial de Órbita Ingeniería se adaptan a los diferentes sistemas de identificación: desde los tradicionales códigos de barras a caracteres OCR más complejos y que albergan más información.
  8. La adaptabilidad de las herramientas de visión artificial y su diferente grado de complejidad permiten que sean una forma de automatización accesible para todo tipo de industrias, con un rápido retorno de la inversión.
  9. La visión artificial también tiene un gran potencial y rentabilidad en logística y almacenaje, gracias al guiado de robots en sistemas de pick & place para ubicar y manipular productos con más precisión.

La gestión inteligente de la industria cárnica y la mejora en los procesos de calidad son elementos diferenciadores claves para ser más competitivos y aportar mayor valor a los distribuidores y consumidores finales.

¿Te ha interesado este contenido? No te pierdas las actualizaciones de nuestro blog.

Delegación Valencia
Pol.Ind. L'Alter, C/Dels Ferrers, 22
46290 Alcàsser, Valencia

Delegación Valladolid
Calle Acetileno nº7, Nave 2
Pol. Ind. El Carrascal
47012 Valladolid